De aprendiz a un contrato indefinido y doble habilitación para Omar


Misión cumplida tras la Formación Dual

“Tenía claro que si lo empezaba lo tenía que terminar, tenía que llegar hasta el final. Compaginar las dos cosas: trabajo y formación, aprobar el certificado… Mi meta era sobre todo conseguir el título, superar el curso. No me planteé si iba a durar 1 año o 2, solo que era una gran oportunidad y si la aprovechaba podía llegar alto. Ha supuesto mucho esfuerzo y trabajo, pero lo he conseguido. Por eso quizás, no se me ha hecho largo, han sido 2 años y ¡me han volado!” Así ha sido la experiencia de Omar, antiguo alumno de Electricidad de Norte Joven, en Formación Dual.

Con este programa pionero de Formación Dual, lanzado en 2018 por la Asociación Norte Joven, Aclimar, Agremia (Asociación del Sector de las Instalaciones y la Energía), la Fundación Endesa y la Fundación Avintia, se trataba de recuperar la figura del aprendiz. Omar ha compaginado su trabajo en obras de Avintia Construcción- contratado mediante la modalidad formación y aprendizaje por Aclimar, la empresa instaladora asociada a Agremia, la Escuela Técnica- con formación para conseguir las acreditaciones de nivel II en clima y gas.

Pero compaginar trabajo y formación al mismo tiempo ha requerido, sin duda, mucho esfuerzo. «La parte de la formación ha sido más sencilla para mí- comenta Omar-. Tenía ya el hábito de estudio. Lo más duro para mí, seguro, fue el trabajo en obra. Empezar en una empresa nueva, con compañeros que no conocía y el trabajo, es duro, pero he tenido mucha suerte, mis compañeros me han ayudado mucho, me han enseñado muchas cosas, aconsejado, siempre muy pendientes y apoyándome cuando se presentaban dificultades. Después de los primeros meses, estaba totalmente adaptado».

Gracias a su paso previo por Norte Joven, ha resultado más sencillo. «A mí Norte Joven me ha aportado mucho, personalmente, sobre todo. Mi maestro de taller fue muy didáctico para mí, nos inculcaba la seriedad y responsabilidad en el trabajo, la puntualidad… Eso me ha ayudado en el trabajo, sobre todo para levantarme pronto y llegar con antelación a la obra. Gonzalo, el preparador laboral de Norte Joven, ha sido también un apoyo para muchas cosas: nos asesoraba en temas legales, contratos, para que nos pusiéramos las pilas, con ayuda en los repasos antes de los exámenes, refuerzo en la formación- aunque a mí no me ha hecho tanta falta-, siempre con mucha disponibilidad y disposición, en cualquier momento, para ayudarnos”.

Próxima meta

Alcanzó su primera meta en Norte Joven, sacar secundaria y el certificado de electricidad. Después se fijó esta segunda con la formación Dual y Omar ya tiene la mirada puesta en el horizonte, rumbo a la siguiente meta. “Tengo claro que ahora quiero hacer un grado superior, que son a distancia y de pago, por eso quiero seguir trabajando para poder pagarme los dos años de estudios. Probablemente, haga algo de Administración y gestión de empresas, porque sueño en un futuro con tener mi propia empresa. En Norte Joven estudié electricidad, ahora he sacado los certificados de clima y gas y estoy trabajando en fontanería… La verdad es que no sé en qué especializarme… Después de 5 años de formación, una vez que consiga sacar el grado superior, con tantas experiencias, me gustaría hacerme autónomo, montar mi propia empresa y el día de mañana, si puedo, contratar algún trabajador…”.

“A otros jóvenes que estén ahora formándose en Norte Joven les diría que hay que tener constancia en la vida, trabajar duro, esforzarse, echarle ganas, entusiasmo y tener interés en aprender para poder llegar alto, como yo, a mis 20 años. No todos los jóvenes de 20 años han podido llegar donde he llegado yo». Otros 55 jóvenes, la mayoría de ellos formados en la entidad y con historias de superación muy similares a la de Omar, han participado en este programa de Formación Dual y el 84% han conseguido sus acreditaciones totales y/o parciales.


Noticias relacionadas

3 octubre, 2022