Innovación educativa en las aulas. El Centro de Norte Joven Alcobendas nos cuenta cómo lo hace


Motivarles, animarles y estimularles para que se comprometan con la formación, obtengan el título de la ESO y no abandonen, pasa por utilizar estrategias y herramientas educativas dinámicas e innovadoras en el aula. Éste es el leit motiv en todos los Centros de Norte Joven. María Martínez, directora pedagógica de este centro-taller, nos lo cuenta.

“Esto es un trabajo en equipo– nos cuenta María Martínez, directora pedagógica del Centro de Alcobendas. Y continúa- “Los profesores-voluntarios aportan sus ideas y sus conocimientos, hacen propuestas diferentes, innovadoras con las que tratan de motivar a los estudiantes. Matemáticas, Lengua, Ciencias… son materias en las que tratamos de incorporar el juego como fórmula educativa, primero para facilitar a los estudiantes la adquisición de conocimientos nuevos, pero sobre todo para despertar en ellos el deseo, el interés por la formación y por aprender”.

El juego es una herramienta que favorece el aprendizaje y facilita la comprensión y, además, presenta un sinfín de posibilidades educativas que contribuyen al desarrollo no sólo intelectual, también emocional y físico de los jóvenes y adultos que se están formando en Norte Joven.

En el área de matemáticas, por ejemplo, hemos utilizado el conocido juego de los barcos, “Hundir la flota”, para entender mejor la representación gráfica de las funciones. Y algo tan sencillo como jugar a los acertijos por equipos nos ha facilitado introducir las ecuaciones- explica María. “La práctica es comenzar cada tema nuevo tema con un juego que introduce la materia de conocimiento, aplicándola a la vida cotidiana; esto es fundamental, los estudiantes tienen que ver que les sirve en su día a día. Además, todas las clases siguen una metodología colaborativa, es decir, un aprendizaje cooperativo a través del trabajo en parejas o grupos para alcanzar metas comunes, de forma que los alumnos se ayudan entre sí para que “todos” en alguna medida puedan alcanzar el éxito”.

Desde el área de Lengua se ha hecho una actividad partiendo de una lectura sobre los “Bancos de Tiempo”, ha consistido en realizar un mapa de conocimientos y habilidades. Esto ha permitido que los alumnos y alumnas conozcan y valoren su potencial y diversidad de competencias, además del reconocimiento entre ellos. “El resultado ha sido toda una sorpresa – nos comenta la directora pedagógica del centro.- ¡Hemos descubierto mucho talento! Contamos con alumnos que hablan perfectamente 4 o 5 idiomas, otros que son muy buenos jugando al ajedrez, algunos muy hábiles resolviendo conflictos y estudiantes que dominan las actividades agrícolas”. Otra de las prácticas que los profesores han llevado a cabo en el mes de febrero, aprovechando que el 21 de febrero se celebraba el día Internacional de la Lengua Materna y dada la diversidad lingüística y cultural del Centro de Alcobendas, ha sido la actividad de reconocimiento cultural y personal. Han preparado un mural, en el que han recopilado todas las frases escritas por cada estudiante en su lengua materna para compartir con el resto.

“Un juego que no podía faltar para despertar el deseo de aprender en el alumnado es el concurso. Hemos organizado dos modalidades, una en el área de promoción de la Salud y otra en Ciencias Naturales, que han tenido muy buena acogida y han resultado ser un estímulo y motivación tanto para el grupo de adultos como para el de jóvenes del Centro. Con el “Juego de la Salud” dividimos la clase en dos grupos, que competían entre sí para ver cuál era más rápido en contestar a las preguntas propuestas por las profesoras y para poner a prueba todo el contenido aprendido en Educación para la Salud. Y, por último, el concurso online del área de Ciencias Naturales, el juego “Kahoot”, que plantea preguntas que se contestan a través del teléfono móvil, proyectándose en la pantalla de clase en tiempo real. Este concurso online, al igual que el resto de prácticas, ha demostrado que el uso del juego no solo refuerza los conocimientos adquiridos sino que tiene un elevado componente de motivación por el aprendizaje en nuestro alumnado” concluye María Martínez.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *